mi mujer quiere verme con otro hombre

Le he dicho potrillo, piensa.
Luego espera lo peor: que le recuerden, con los peores insultos, la traición que ha cometido.
Tengo que decirle a Gonzalo la verdad, piensa Zoe, nadando en la piscina temperada del hotel, ya de mujeres adineradas buscan hombres en chile noche.
Quieres tener un hijo conmigo porque has perdido la cabeza, te has vuelto loca!Espero que el huevón de Gonzalo no le haya contado nuestra conversación en el club, piensa. Este bebé que tienes acá va a nacer -le dice al oído, abrazándola con fuerza.Les voy a dar una lección a la puta de mi mujer y al traidor de mi hermano, piensa.Soy un tipo con suerte.Esto está mal, dice.Papá no estaría tan orgulloso de vernos ayer en el hotel, piensa Gonzalo.Ignacio se pone el saco y piensa: este juego lo voy a ganar yo, Gon-zalo.Pero digamos que estoy muy dolido y no sé si la quiero tanto como antes.Bebe agua, camina como un demente alrededor del taller, se echa en el piso de madera, grita para expulsar la tensión que siente crecer adentro suyo, la idea empecinada y violenta de poseer a esa mujer.Ya no quieres a tu marido.Ya veo que eres un experto en eso.Sé que todo terminaría mal.Ignacio no se apresura en hablar, carraspea y dice: Si estás porahí, por favor, levanta el teléfono.O sea que él tiene prioridad sobre mí?Para decirme que te sientes mal? Pero tú me dijiste que es mejor que deje a Ignacio si ya no lo quiero.Cuando eran niños, se querían mucho y jugaban durante horas sin pelearse.Ignacio sigue en su cama, aburrido de esperarla, leyendo, el televisor encendido en las noticias. Hola -dice ella, y no se pone de pie, y se alegra de llevar ese vestido escotado, pensando en que tal vez Gonzalo ha podido admirar con placer el nacimiento de esos pechos que ella se enorgullece de mantener erguidos.
Dime.
Jódete, cabronazo, grita y sus palabras resuenan con estruendo en ese ambiente espacioso, de techos altos.


[L_RANDNUM-10-999]